New Girl: Primera Temporada

portada ng

Imagínate: Eres una chica que lleva viviendo con su queridísimo novio desde que conseguiste independizarte, lo quieres con locura y eres capaz de todo por él… Incluso de volver a casa con un abrigo largo puesto… Sólo con el abrigo largo. Pero con lo que no cuentas es con que la sorpresa no fuese sólo para el amor de tu vida, sino también para la tía con la que estaba deshaciendo tu cama.

Pues eso es lo que le pasa a nuestra protagonista, Jess (Zooey Deschanel), que descubre que le están poniendo los cuernos cuando decide quedarse en cueros para darle la sorpresa a su amor, terminando ella con la sorpresa en el cuerpo.

En ese momento decide marcharse de casa e irse a vivir con tres tíos que no había visto en su vida, pero que seguramente eran adorables, limpios y buenas personas. Claro, ellos no lo tienen tan claro, vivían por su cuenta, con todo por en medio, y sin novia, no te digo más.

Jess es una profesora de infantil que se desvive por sus alumnos, no tiene sentido del ridículo (os lo puedo asegurar) y cuando se desespera o ve que la situación se le está llendo de las manos… lo explica todo cantando. Para ella es lo normal, como deben solucionarse las cosas,… pero para el resto de la humanidad no.

Nick (Jake Johnson) es un chico sensible,  sin trabajo por el momento, y con la carrera de derecho sin terminar (detalle que le recuerdan durante toda la temporada), con el corazón roto por su ex a la que quiere con locura pero no quiere volver a ver, y que no ve con buenos ojos que Jess empiece a formar parte de su vida y de su rutina.

Schmidt (Max Greenfield) es el que más me gusta, este sí que no tiene vergüenza, porque piensa que con ella no podría conseguir a la tía más buena de la ciudad, del bar o de la fiesta en la que se encontrara. Siempre es un buen momento para enseñar su pecho desnudo al mundo, porque desde que su cuerpo decidió evolucionar y dejar de ser un niño gordo al que todo el mundo odiaba, deja bien claro que quiere enseñarlo todo, todo y todo. Es un viva la vida, trabaja en una empresa en la que el resto de sus compañeras son todo mujeres, casadas, solteras, divorciadas, viudas… pero mujeres.

Winston (Lamorne Morris) es un ex jugador de baloncesto que se ve como una vieja gloria pero sin querer ver lo de “vieja” porque después de dos años sin jugar, cree que la gente se acuerda de él, el problema es que la gente no lo conocía ni cuando jugaba. Se fue de la ciudad para ver mundo y hacerse más famoso todavía, pero ha vuelto con las orejas gachas, intentando encontrar lo que dejó por el camino. Es muy maniático, no quiere que nadie toque sus cosas, y no sabe hablar con la gente, especialmente con las mujeres, porque le sale la vena jugador-entrenador, y de ahí no lo saca nadie.

Cece (Hannah Simone)es la mejor amiga de Jess, una famosa modelo con un cuerpazo de miedo que siempre intenta ayudar a su amiga por mucho que le cueste, este es el motivo por el que conoce a sus nuevos compañeros de piso, y cala desde el primer momento a Schmidt: no quiere que se le acerque ni a darle dinero. Ella no tiene buen gusto para los hombres, siempre se choca y se queda con el equivocado, pero siempre tiene algo que decir a las decisiones que toma Jess, aunque algunas sean una locura total.

Esta comedia es muy entretenida, es una de las series que pasaron la gran fase de ser renovadas para una segunda temporada, la primera cuenta con 24 capítulos de unos 20 minutos que se nos pasarán volando y conseguirán que nos veamos dos o tres de un tirón, porque un solo capítulo nos sabe a poco.

Curiosidad: la actriz que hace de protagonista de la historia, Zooey Deschanel, es la hermana de Emily Deschanel, nuestra querida Doctora Temperance Brenan en la serie “Bones”, para todo aquel que no lo sepa.


Use Facebook to Comment on this Post

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

You can leave a response, or trackback from your own site.

Responder

Licencia Creative Commons